La Peña de Arias Montano y su magia

Tenía once años cuando en aquel verano fui a mi primer campamento a la Sierra de Aracena ( Huelva), concretamente a un albergue ubicado en Jabugo y en aquellos días pude descubrir los rincones de la naturaleza y sus lugares históricos , curiosamente el mismo año que era declarado Parque natural. Referente a estos lugares hablaremos con más detalles en próximos artículos.

En uno de los últimos días, aquel autobús que nos solía llevar por todos los rincones de aquella recién descubierta Sierra de Aracena, nos llevo a un rincón pintoresco y curioso que no conocía.

Llegamos a una peña en cuyo lateral de la carretera, había una fuente de la que llegaba agua de manantial, tan fría que parecía que venía directamente del polo y eso que era el mes de agosto.

Pude comprobar que numerosos autobuses llegaban cargados de visitantes que colapsaban el lugar, no sabía realmente que me iba a encontrar y la verdad es que vi un recinto con una bella capilla desde donde se podía ver una espectacular vista de la sierra de Aracena con sus imponentes montañas verdes redondeadas.

Años después regrese a aquel lugar, ya de adulto, y acompañado por la que hoy es mi mujer. Había escuchado hablar de la Peña de Arias Montano, pero no caí en la cuenta de que era aquel espacio que visite de niño.

Peña de arias Montano
Peña de arias Montano

Ya desde la perspectiva de adulto, pude valorar mejor aquel lugar, la Peña de Arias Montano, nombrado así en honor a Benito Arias Montano, bibliotecario mayor del rey Felipe II y gran erudito del siglo XVI que se retiró en este lugar en sus últimos años.

La peña está rodeada por arboles de tipo mediterráneo y con una espectacular vista de Alájar y el resto del parque natural en la que en los días claros es posible incluso ver el mar. En la peña se construyo la ermita renacentista de Nuestra Señora de los Ángeles, con una peregrinación de los lugareños todos los meses de septiembre. Cuenta la leyenda que si una pareja de novios cruza debajo de su arco, acabaran casados en breve (no recuerdo si lo hicimos o no pero hoy días seguimos casados)

El lugar está ubicado sobre una red de cuevas, siendo la más conocida la llamada como el Palacio Oscuro. En esta red de cuevas se han encontrados restos arqueológicos desde la Edad de Bronce o incluso de la mítica civilización tartesia.

Sin embargo, este lugar no es solo un lugar de historia y naturaleza, sino un lugar mágico, un lugar conocido como sitio de poder. Este recinto ejerce influencia a todo visitante que se preste, y no deja indiferente a nadie, este es un hecho de que allí se construyera una ermita católica en la época de la Contrarreforma pero sin duda pudo ser también lugar de influencia mágica en el resto de las culturas.

¿ Pudo ser un altar de sacrificio ibero-celta ?¿ quizás algún ribat con orientación a La Meca?. Sea como fuere, podemos decir que este lugar donde llegaron ermitaños y donde hoy día peregrinan muchos visitantes es un lugar mágico dentro de un espacio mágico de naturaleza.

Desde la Peña de Arias Montano, parten muchos senderos para conocer las entrañas del Parque natural de Aracena y Picos de Aroche que vale la pena conocer.

Un consejo, siéntate a la sombra de un pino , relájate enfrente y deja que la mente escape y muestre todo su potencial, así podrás comprobar desde tu posición la magia de este encantador lugar.