Sexi (Almuñécar fenicia).

Ubicada en la costa granadina, los fenicios fundaron una colonia llamada Sexs o Sexi , que inicialmente podría constituir un punto intermedio entre Tiro , en Oriente y la ciudades de Gadir ( Cádiz) o Luxus ( Tánger).

Esta colonia fue fundada posiblemente en el siglo IX a.c , sobre un asentamiento indígena ubicado hoy en el Castillo de San Miguel. En esta época (siglo IX a.C. y mediados del VIII a.C.) es contemporánea con nombres de varios faraones egipcios (Osorkón II,Takelot II y Shoshenq III) impresos en la necrópolis fenicia más antigua ligada al asentamiento de Sexs: la necrópolis de ‘Laurita’ excavada en la ladera del Cerro de San Cristóbal.

Como restos de época fenicia más importantes encontramos el Yacimiento del Majuelo, formada por las siguientes partes:

a) Dependencias :

Destacamos la presencia de un muro que cierra el recinto al mar. Igualmente se muestran 4 piletas que cierran el muro indicado. Una parte de la pileta sirve para levantar el contrafuerte 1 del muro de cierre. Otro se eleva sobre la pared Este de la pileta contigua. Hay una escalera de tres peldaños en la parte norte del muro oeste que pudo ser la entrada sur

b) Piletas. Estas estructuras constituían soporte para techumbre del propio recinto.
Se construía con muros de contención para resistir la presión ejercida una vez llenas y con mortero que impermeabiliza la estructura
Presenta dos cisternas en forma de bóveda que sirve para recoger el agua dulce.

c) Templo y acceso a la ciudad. Presenta una rampa de piedra caliza que podría ser entrada a un templo a la diosa Minerva y que suponía acceso a la factoría de salazones

En el museo de Almuñécar, conocido como la Cueva de las Piletas una estructura Romana cuenta entre otras con la exposición del vaso de Apofis. Este vaso, de excepcional importancia histórica, constituye el documento escrito más antiguo hallado en la Península Ibérica, posiblemente del siglo XVII A.c. Completamente descontextualizado, podría proceder de una zona muy cercana a la necrópolis de Laurita, en el mismo cerro de San Cristóbal.