5 lugares para disfrutar de la berrea del ciervo

Ahora que anochece mas pronto, y esta punto de comenzar la temporada de lluvias, comienza el fenómeno de la berrea del ciervo. En otoño desde septiembre en algunos casos y continuando todo el mes de octubre, los ciervos macho se preparan para el celo.

Los ciervos macho , comienzan con sus cantos conocido como berreo para atraer a todas las hembras posibles. Muestran sus credenciales machos con sus cuernos bien desarrollados y formados y cuyos cantos pueden oírse a varios kilómetros a la redonda.

La actividad de los machos en celo con  sus cantos se extiende durante todo el día aunque se les puede escuchar mas tanto al amanecer como al anochecer siendo en algunos casos , noches de gran ruido .

Posteriormente a la berrea, los machos , luchan entre ellos para obtener el derecho a tener a todas las hembras posibles como harén y aparearse con ellas quedando preñadas y posteriormente dando a luz al final del invierno siguiente.

Igualmente que resuenan las voces de la berrea , también se pueden escuchar los ruidos de los cuernos chocando, dándose muchas veces combates cruentos en los que el perdedor acaba en algunos casos malherido , sin embargo el ganador , obtiene el premio de todas las hembras.

Andalucía , es lugar donde habita el ciervo , conocido como venado por estas zonas , y son numerosos los espacios naturales donde habitan y se puede contemplar este fenómeno anual de la naturaleza:

  1. Parque Natural de Cazorla , Segura y las Villas ( Jaén): en los años 70 , la serie documental » El hombre y la Tierra» de Félix Rodríguez de la Fuente , mostraba a estos ungulados en el proceso de la berrea, en la zona del Pantano del Tranco. Hoy día se puede contemplar a la mayor población de ciervos congregada en esta zona desde las cumbres , donde viven los buitres y el quebrantahuesos, que rodean estas aguas pertenecientes al rio Guadalquivir , donde bajan a beber.
  2. Parque Natural de los Alcornocales ( Cádiz / Málaga):Esta zona natural , es la mayor concentración de Alcornoques de Europa , y por su orografía y cercanía al estrecho de Gibraltar , afectado por humedad y vientos de poniente, es zona de aves como el Aguilar real, buitre leonado, y otras rapaces. Asimismo , constituye el único ejemplo de selva subtropical europea , en los valles donde se condensa la humedad dando lugar a bosques de laurel, y especies de insectos en algunos casos endémicas. En este espacio singular, conviven cerca de 35.000 ciervos que muestran su berrea entre la zona del puerto de Galiz y la Sauceda. Al carecer de depredadores naturales , su caza esta permitida en la época establecida.
  3. Parque nacional de Doñana ( Huelva/Sevilla): el emblemático parque nacional que fue coto real de caza , es uno de los lugares singulares para disfrutar de la berrea aunque con acceso mas restringido debido a su naturaleza. Se puede ver no solo a los venados sino a los gamos, a través de excursiones en autobuses todo terreno, sin embargo existe una opción de la podríamos disfrutar con un poco de suerte. Aprovechando la marea de la desembocadura del Guadalquivir desde la zona de las marismas de Bonanza ( Sanlúcar de Barrameda , Cádiz), podríamos descender en una pequeña embarcación como un kayak , el paralelo a los pinos que están en la orilla. Cuando el rio gira como meandro , se forma un prado verde donde jabalíes , ciervos y aves se alimentan. Este lugar es un lugar privilegiado para ver a los ciervos si se tiene algo de suerte.
  4. Parque natural de la Sierra de Hornachuelos ( Córdoba): El ultimo y supuesto reducto del lobo ibérico en Andalucía ( no se tiene constancia de su presencia desde hace décadas) , el ciervo también realiza su actividad de berreo concretamente en la zona cercana a las orillas del embalse de Bembézar. Según el agua , podremos ver a mas ciervos acercarse, pero como en pantano del Tranco, se reúnen en esa zona para beber y también para procrear.
  5. Parque Natural de la Sierra de Norte de Sevilla: El ultimo reducto corresponde a una zona conocida como dehesas ( lugar de pastos de ganado con bosque mediterráneo) , patrimonio de la humanidad , donde los ciervos conviven igualmente con ganado porcino . Es mas común ver a estos animales en pleno proceso de berrea entre el atardecer y anochecer ya que el resto del día y debido al calor , se limitan a descansar. En la zona cercana a Almadén de la Plata, desde el propio pueblo , es un espectáculo escuchar los cantos del ciervo durante toda la noche como un escandalo de la propia naturaleza.

Aconsejamos para estas actividades no acercarse a los animales y mantenerse al margen como no alimentarlos y limitar el uso de perfumes para no confundir a los mismos.

La berrea , representa uno de los espectáculos naturales que ofrece la naturaleza en Andalucía.


El Ecoturismo, el patrimonio natural y la biodiversidad de Andalucía.

Debido a sus variedades de paisajes y espacios geográficos, Andalucía es una región idónea para la realización del Ecoturismo, y eso es debido también a su gran patrimonio natural y biodiversidad.

Su gran extensión y numerosos paisajes donde destacan zonas marinas, humedales, ríos, arroyos y montañas, lo convierten en una región idónea para actividades turísticas de tipo sostenible.

Estas actividades son normalmente de tipo deportivo aunque también interviene la visión ecológica de la misma ya que sin la existencia de estos espacios fuera de la mano del ser humano, no serian posible.

Desde hace unos años se realizan actividades deportivas en muchos casos muy saludables ya que se producen una inmersión en espacios naturales de los cuales podemos disfrutar de su patrimonio natural y biodiversidad, muy variada en nuestra región.

A los habituales deporte de aventura como trekking , descenso de rápidos en kayak , paseos en bicicleta de montaña, montañismo o paseos a caballo , se unen simplemente aquellas basadas en la simple observación de la naturaleza , muy extendidos en otros países con reservas naturales de mayor extensión y más riqueza natural.

Andalucía posee numerosos espacios naturales con algún tipo de protección, destacando los dos parques nacionales de Doñana y Sierra Nevada (En tramitación el parque de las Sierras de las Nieves), parques naturales, o reservas naturales , lugar de visita de muchos seguidores del ecoturismo.

La ubicación entre dos continentes y la existencia de estos espacios naturales, han convertido a la región también en zona de avistamiento de aves, conocido mundialmente como Birdwatching , y donde podemos observar todas las especies de aves que habitan, invernan o pasan por nuestra región.

Las zonas emblemáticas para esta actividad es el espacio de Doñana, la Laguna de Fuente de Piedra (por la presencia de Flamencos) o el parque natural del Estrecho, donde podemos ver aves que cruzan en otoño o primavera, sin embargo Andalucía posee numerosos lugares como las Lagunas esteparias del Sur de Córdoba o Sevilla , o el parque natural de la Sierra de Cazorla , Segura y las villas.


Este tipo de observación, nos permite ver aves tan emblemáticas como la cigüeña, el águila Imperial (muy amenazada y habitante de Doñana o la Sierra Norte de Sevilla) , el ibis eremita en el Estrecho o el Quebrantahuesos en el parque Natural de Sierra de Cazorla , Segura y las Villas.

Sin embargo las aves no son solo la única biodiversidad de la región, ya que estas especies habitan diferentes zonas colonizadas por especies vegetales muy diferentes y en biotopos separados.

Cabe destacar las dehesas de monte mediterráneo con encinas y alcornoques que atraviesan la Sierra de Aracena, Sierra Norte de Sevilla y la Sierra de Hornachuelas en Córdoba, nombrados patrimonio de la Humanidad por la Unesco , donde no solo conviven las especies salvajes sino especies domesticadas como el toro bravo o cerdo ibérico.

La Sierra de Grazalema en Cádiz y la sierra de las Nieves en Málaga destacan por tener bosques de pinsapo, el abeto más meridional de Europa, reliquia de las glaciaciones y en peligro de extinción. No muy lejos de esta región, la misma provincia de Cádiz, afectado por la humedad del estrecho de Gibraltar, en el parque de los Alcornocales, destaca una serie de bosques llamados canutos, que son especies subtropicales similares a la Laurisilva de las Islas Canarias.

Sin embargo lo que atrae más al observador, es poder encontrarse con esas especies de animales que pueblan la naturaleza y poderlas observar en su propio medio.

La estrella, naturalmente es el lince ibérico, en peligro de extinción, aunque recuperándose lentamente gracias a los esfuerzos conservacionistas, y donde con un poco de suerte podríamos verlo en Doñana o en la Sierra de Andújar.


Otra especie a destacar, aunque igualmente esquiva, es la gineta, posiblemente introducida por los fenicios y solo visible por la noche. Podemos destacar también un habitante que pertenece a la fauna africana, el meloncillo, una mangosta en proliferación precisamente debido a la amenaza del lince.

En la zona sur, en los bosques de pinos, podríamos encontrar al camaleón común, especie solo encontrada en Europa en los pinares de Huelva, Cádiz y Málaga, siendo un reptil casi exótico con un origen desconocido.

La riqueza faunística, se extiende también a zonas húmedas como marismas, lagunas , ríos y arroyos con especies piscívoras o anfibios de la zona como el tritón ibérico o el gallipato.

No es muy conocida la biodiversidad marina en la región, sin embargo desde hace unos años se ofrecen actividades de buceo en la zona del Estrecho, la Costa Mediterránea de Granada y Almería y donde se contempla a riqueza acuática, destacando los bosques de fanerógamas . Sin embargo, posiblemente, las especies emblemáticas de la región, en la zona marina , con permiso de las aves , sean los cetáceos.

En verano, llegando la época de migración, numerosas empresas que parten desde Tarifa o Algeciras, realizan incursiones en el mar para visualizar tanto en superficie como bajo el agua , cetáceos que emigran al mar Mediterráneo. Las especies que se pueden ver con algo de suerte son, el rorcual común, el calderón común, el delfín mular y la Orca.

No debemos olvidar que la marisma de Doñana muestra todos los años antes del final de verano, la recogida de las reses salvajes que campan por la marisma en un espectáculo de la naturaleza y igualmente recordar que Andalucía es tierra de caballos pero eso será otra historia.

Hoteles Globales

Jaén un paraíso natural

 

La provincia de Jaén está llena de cultura, de exquisita gastronomía que recorre todos sus rincones, pero si tenemos que destacar otro de sus numerosos atractivos ese es su naturaleza.

Podemos descubrir en ella diferentes lugares, como sierras escarpadas o campiñas y vegas repletas del cultivo del olivo que inunda la provincia.

El valle del Guadalquivir nos muestra el nacimiento de este río, con unos paisajes únicos que mostraran a todos los visitantes las riquezas naturales de gran belleza.

Realizar excursiones por las Cordilleras Béticas es otra de sus actividades, con sus paisajes ligados al sotobosque, con numerosas especies de animales.

Hoteles Globales

En concreto la provincia de Jaén tiene la mayor superficie de espacios naturales protegidos de España, con cuatro Parques Naturales, tres Parajes Naturales, dos reservas naturales, cinco monumentos naturales, 2 parques periurbanos.

En todos estos lugares se pueden realizar diferentes actividades como pueden ser el Kayak, ciclismo, nordic walking, senderismo, entre otras.

Ofreciéndonos una gran variedad de lugares para poder disfrutar de la naturaleza en todo su esplendor.

El parque de los Toruños

No podía imaginar cuando era niño, que aquel espacio rodeado de salinas, que eran la continuación de la Playa de Valdelagrana, mi lugar de veraneo en El Puerto de Santa María, se convertiría en un espacio protegido, santuario de aves y lugar para el ecoturismo, el parque de los Toruños .

De niño solíamos tomar una pequeña carretera que salía del límite de la urbanización, donde no llegaban las viviendas, y que nos llevaba a la Playa de Levante, una playa sin urbanizar separadas por caños a los que popularmente llamaban “ramones” y donde solíamos ir ya que era el lugar para llegar con tu mascota y donde íbamos las familias a un lugar sin la masificación de las playas urbanizadas. No imaginaba, que al final de aquel mes de Julio de 1989, se convertiría en parque natural.

Todo el recinto, rodeado de pinares que solían ser coto de caza de perdices y conejos y las marismas naturales y artificiales, poco a poco se fue rodeando de vallas hasta el punto que se limito el acceso a vehículos hasta el momento que solo se permitió el paso peatonal o de ciclistas.

Desde ese momento descubrimos un espacio natural del que no éramos conscientes. Cuando paseábamos sin la presencia de los vehículos a motor, podíamos ver especies de animales que se movían por nuestro alrededor, reptiles, conejos y todo tipo de aves que habita la marisma y la ría San Pedro.

Numerosos espacios se convirtieron en zona de anidación como las salinas que acabaron siendo abandonadas para pasar al ecosistema marino y permitiendo el intercambio con la ría y el mar, un proceso de protección que dio lugar al aumento de la biodiversidad.

Debido a la cada vez menor acción del ser humano, las aves han encontrado un paraíso para anidación, como las gaviotas, cigüeñuelas, espátulas, chorlitejos o charrancitos, convirtiendo el parque en un lugar idóneo para los amantes de la ornitología.

parque de los toruños

El parque tiene un puente de madera que une ambas orillas de la ría de San Pedro, la zona de la marisma de los Toruños y el pinar de la Algaida.

Este espacio, inmerso en el Parque Natural de la Bahía de Cádiz, es espacio para deportes de naturaleza. No debemos perdernos las rutas de senderismo a lo largo de las diferentes zonas para contemplar los ecosistemas como el Pinar de la Algaida (si tenemos suerte podremos ver al camaleón), la marisma y en invierno las Lagunas pluviales, las cuales se cubren de flores durante la primavera dando un colorido espectacular al parque.

Los diferentes caminos y sus diferentes grados de dificultad, son idóneos para los amantes del ciclismo de montaña mientras se disfruta de un paisaje natural con el fondo de la ciudad milenaria de Cádiz y sus astilleros.

Para los amantes del mar, se ofrecen rutas de kayak y vela por el rio San Pedro, y con las cuales podemos movernos incluso por los caños, recordando a un ecosistema mas parecido a una manglar tropical, donde se pueden contemplar las aves que se acercan a comer en incluso ver saltar sobre nosotros bancos de peces que se aproximan a alimentarse a la marisma.

Estas son las actividades del día, pero de noche la cosa cambia. En unos años, se están celebrando pruebas atléticas y Rutas de supervivencia nocturnas que dan un ambiente especial, pero no debemos olvidar, tampoco, la Playa de Levante como lugar de visión astronómica y donde se pueden contemplar las estrellas y planetas con el uso del telescopio y otros medios técnicos de esta disciplina. La noche del 12-13 de agosto, con la caída de las Perseidas, una visión de estas estrellas fugaces en la playa de Levante es una experiencia inolvidable.

Aunque no está exento de peligros y de amenazas, podemos decir que la protección hacia este espacio está dando sus frutos y podemos dar como ejemplo a seguir de un tipo de turismo sostenible .